Amadeu Sanchis. Cofrade y comunista sin complejos
Análisis comunicación política & Colaboraciones en medios & Elecciones

Amadeu Sanchis. Cofrade y comunista sin complejos

09/05/2011

Artículo publicado en el Especial Elecciones de Valencia Plaza.

amadeu-sanchis-cofrade

El candidato de EUPV a la alcaldía de Valencia aspira a quitarse la espina de haberse quedado fuera del consistorio en 2007.

De ojos grandes, un poco tristones, su sonrisa suele traducirse en una línea recta levemente corvada por los extremos. Con un estilo elegante, pero informal, su forma de vestir no casa ni con los monótonos trajes del establishment ni con el aire reivindicativo –un poco dejado- que suelen lucir los jóvenes más activos en la defensa de una política de izquierdas.

Vestido de capitán de la Cofradía de la Oración de Jesús en el Huerto infunde respeto y asombro. ¿Qué hace un líder de izquierdas vestido de cofrade? Esta es seguramente la pregunta que más veces haya contestado el candidato de Esquerra Unida del País Valencià a la alcaldía de Valencia. A la que siempre responde con el mismo mensaje: quien no entienda que un líder de izquierdas pueda participar en una cofradía sin que ello contradiga su actividad política es que desconoce profundamente el papel que las cofradías jugaron en la organización interna de la izquierda durante el franquismo.

No obstante, su defensa de la coherencia entre tradición e ideología política parece desvanecerse en otro tipo de celebraciones católicas. «Entendemos que no se puede apoyar a alguien que se pronuncia en contra del aborto o de los matrimonios homosexuales, derechos éstos democráticos, y a la vez pedir el voto de los colectivos feministas y homosexuales», afirmó Sanchis en un comunicado en 2007 cuando Carmen Alborch asistió a la Misa d’Infants oficiada por el entonces arzobispo de Valencia, Agustín García-Gasco.

amadeu-sanchis-y-esposaAmadeu Sanchis nació en el Cabanyal en 1971, donde todavía reside y donde participa en la Semana Santa Marinera con la que tanto disfruta. Es el coordinador general de EUPV en la ciudad de Valencia desde 2004 y en 2007 fue proclamado como su candidato a la alcaldía de la capital. Ese mismo año rechazó un pacto electoral con el Bloc para presentar una candidatura conjunta bajo las siglas de Compromís y, debido principalmente a la crisis interna y al tirón de voto útil que cosechó Carmen Alborch, consiguió el hito histórico de dejar a su partido sin representación en el ayuntamiento de Valencia por primera vez en su historia.

La gota que colmó el vaso en la ruptura de EUPV con el Bloc y demás formaciones de Compromís fue la decisión de Glòria Marcos, en aquel momento coordinadora general de EUPV, de nombrar a Sanchis miembro del Consejo de Administración de Radiotelevisión Valenciana, ignorando el apoyo que las diputadas de Esquerra i País, Mónica Oltra y Mireia Mollà, daban al sociólogo Rafa Xambó para el cargo.

Amadeu Sanchis dice mirar Canal 9 porque es su obligación y como consejero de RTVV ha ejercido una labor crítica contra el ninguneo mediático que tanto EUPV como otras formaciones políticas reciben, así como contra la falta de cobertura de ciertas manifestaciones ciudadanas –como la que exigía las emisiones de TV3 en la comunidad o la manifestación contra la corrupción.

Aunque puso su cargo a disposición del partido debido a los malos resultados de 2007, Sanchis fue ratificado como coordinador general y primero de lista para las elecciones al consistorio valenciano. En esta ocasión confía en que la crisis y el escaso conocimiento y valoración del candidato socialista jueguen a su favor y consiga recuperar así los dos concejales que su formación tenía en 2003 o, como mínimo, asegurar su plaza.

Sin embargo, su grado de conocimiento ciudadano tampoco es para tirar cohetes y es probable que paseando por la calle lo reconozca antes un simpatizante de España 2000 que otro de su propio partido, y no sería precisamente para felicitarle por su labor política, ya que sus declaraciones contra la manifestación organizada por España 2000 en Benimaclet le han supuesto una querella criminal por parte de la formación de extrema derecha.

El 22-M, Sanchis se enfrentará contra un antiguo compañero de viaje, Joan Ribó, y deberá hacer frente a la sempiterna Rita Barberá y al estancamiento generalizado de la izquierda en la Comunidad Valenciana. No obstante, parece que las encuestas alumbran su ansiada meta. De lo contrario sería incomprensible que su partido volviera a ratificarlo en el cargo si, por segunda elección consecutiva, EUPV quedará fuera del consistorio.

Os recomiendo la lectura de anteriores perfiles publicados en Valencia Plaza por Guillermo López y Jorge Galindo.

Rita Barberá, la reina de Valencia.

Joan Calabuig, el candidato todoterreno.

Joan Ribó, de “rara avis” del PC a candidato del ecosocialismo.

0

Follow Sandra on

A %d blogueros les gusta esto: